AALEME

Légionnaire toujours...

  • Plein écran
  • Ecran large
  • Ecran étroit
  • Increase font size
  • Default font size
  • Decrease font size

Honor y fidelidad

Envoyer

En abril de 1882, en Chatigri, Marruecos, tres compañías de la Legión Extranjera fueron emboscadas, en medio de una tormenta de arena, por ocho mil jinetes bereberes. Los oficiales franceses mataron a sus caballos, formaron un perímetro defensivo y aguantaron a pie firme los ataques. De los 300 legionarios, murieron 42 y otros 31 fueron heridos. Los bereberes sufrieron dos mil bajas y se retiraron.
La batalla de Chatigri cubrió de gloria a la Légion Étrangère. Que para entonces ya tenía bien ganada su aura legendaria debido al combate de Camarón, en México, otro día de abril pero de 1863. Una patrulla de 62 soldados y tres oficiales fue sitiada en la hacienda Camarón por mil mexicanos. Resistieron por diez horas, y cuando quedaban apenas seis legionarios ya sin municiones, fijaron las bayonetas y atacaron. ¡Seis hombres cargaron contra tres batallones! Los seis legionarios fueron heridos, y el coronel mexicano Francisco de Paula Milán, impresionado por tamaña muestra de valor, les rindió honores militares y asignó una guardia especial para escoltarlos de regreso a Francia. El capitán de estos valientes se llamaba Jean Danjou, un veterano de las campañas de Crimea, Italia y Argelia, donde había perdido una mano en combate. Tenía 35 años cuando mató a su caballo en la hacienda Camarón, al grito de “honneur et fidelite”.  ¿Qué tienen que ver estos relatos con las elecciones de mañana? Mucho. Porque como hace decir John Steakley a uno de sus personajes, “a man is what he does when it counts”. Cuando las papas queman se mide realmente el carácter de un hombre. Bajo esos parámetros, por ejemplo, Castañeda mató a su caballo y se quedó en la trinchera, junto a los suyos, cuando el jueves rechazó el premierato y dos carteras ministeriales a cambio de retirarse de la contienda y pronunciarse a favor de PPK. En contraste, Toledo, al verse perdido, arrugó, al suplicarle ayuda al APRA –después de haber insultado a ese partido por meses. Subió metafóricamente al caballo para huir al galope, en lugar de matarlo y dar batalla. Castañeda no merece el puesto en el que va a quedar mañana. Toledo sí. Porque a un hombre se lo mide por lo que hace cuando cuenta.
Cette adresse email est protégée contre les robots des spammeurs, vous devez activer Javascript pour la voir.  

Traduction

aa
 

Visiteurs

mod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_counter
mod_vvisit_counterAujourd'hui3250
mod_vvisit_counterHier17720
mod_vvisit_counterCette semaine67690
mod_vvisit_counterSemaine dernière111569
mod_vvisit_counterCe mois209540
mod_vvisit_counterMois dernier468449
mod_vvisit_counterDepuis le 11/11/0914184272

Qui est en ligne ?

Nous avons 3461 invités en ligne

Statistiques

Membres : 17
Contenu : 14142
Affiche le nombre de clics des articles : 29026902
You are here BREVES 2011 Honor y fidelidad